viernes, 11 de diciembre de 2015

Una vez más, llegó diciembre...

 
 
 
Hola  Mundo,
llegar a diciembre depende de quien sea la persona , puede ser algo ansiado y deseado o puede ser  casi una tortura ( o sin el casi). Es evidente que todos conocemos a alguien que engalana la casa con todo tipo de excesos ( papas noeles, reyes magos, o elementos variados colgando de las fachadas, árboles de navidad, belenes y mil de un objetos de importación como calcetines, guirnaldas...) y planifican al detalle el como serán esas ansiadas navidades, de cenas y comidas varias , visitas, regalos, vestimentas, menús para las fechas señaladas... otros pasarán por este mes deseando que llegue enero con su cuesta, pero que acabe el dichoso mes de diciembre.
 
 
Yo creo pertenecer más al segundo grupo, y es que la hipocresía en estas fechas es amplia y extendida, y a mi eso de hacer tripas de corazón nunca se me ha dado bien, quien me cae mal todo el año por ser estas fechas no me cae mejor, es más si hay un cambio de actitud hipócrita, suele hacer que me termine cayendo peor.


El consumismo es un sin sentido, la publicidad es brutal en estas fechas pero nos dejamos arrastrar y lo potenciamos; acostumbramos a los menores a tener no unos regalos, sino la toda juguetería en casa, nos cansamos de decirles que no saben jugar, que de tanto que tienen no lo valoran, pero los que fomentamos el que la carta de los Reyes magos o Papa Noel sea más larga que una lista de bodas somos nosotros, pero eso de entonar el mea culpa, ¡para que!.

Si embargo, el hecho de que en las casas haya niños, creo que marca un punto diferenciador, desde montar el belén y el árbol, a organizar diferentes cosas con ilusión, por el único disfrute de ver sus caras, pero  yo deseando que llegue el 7 de enero y regrese la normalidad a nuestras vidas.
 
Para generar  ilusión  no es necesario, hacer grandes desembolsos...   hay detalles que estoy segura serán recordados por todos y  sin caer en el olvido.
 
Ejemplo de esto,  fueron estas llaves  mágicas  que  hice el año pasado   para  repartir en la  clase  del pequeño de la casa, un año  después  algunas madres, me  han dicho  que sus hijos  preguntan por la llave para usarlas  en estas navidades.  Con poco se potencia la  ilusión, ¿no?
 
 
Por otro lado las  tecnologías  ayudan a potenciar  esa etapa de ilusión que tan breve se hace. 
Las  tecnologías  están actualizadas  a  los tiempos que  corren  y  hay  una  aplicación  que a mi particularmente  me encanta,  es  pura  ilusión para  los  más  pequeños  llevo dos años  usándola  y sin duda  serán  muchos más.
 
Con esta  aplicación se toma  una  foto  de la  casa,  o del niño durmiendo, o de su habitación  y  con las escenas que tiene la  aplicación  genera  un  video  con los elfos de  papa  Noel...  su cara  viendo dichos videos, identificando su habitación o sus  juguetes, o lo que  se os ocurra...  no os  va a defraudar y lo disfrutaréis  al máximo, también hay interacciones  con Papa  Noel,  yo  pille  una promoción que me dejaba  todas la s escenas  abiertas, sino reconozco que pagar por cada una me lo habría pensado,  pero  hay una escena gratuita y así lo podréis probar  y ver lo que os  comento.
 
 
  Santa Spy Cam: captura de pantalla
 

 
 
Para los más consumistas, o los más  organizados, o los más despistados... también  hay diversas aplicaciones para los móviles muy interesantes:
 
Lista de  regalos de  navidad, para  anotar todo, regalos, presupuesto, personas,   lugares de compra,  foto de los regalos... bastante  completo.
 

 
 
 
Tonos de  navidad
 
 
 
 
 
 
 
Niños en navidad  rompecabezas
 
 
 Niños Navidad rompecabezas: miniatura de captura de pantalla
 
 
 
 
Bueno  Mundo, espero que  estas  líneas  hayan sido de  vuestro agrado ,  ¡nos  vemos  pronto!.
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario